Esto es lo que sucede cuando renuncias al Ejército chino

Con alrededor de 2 millones de personas en las Fuerzas Armadas de China, se podría pensar que la historia de un solo individuo que no pudo soportar los rigores de la vida militar no justificaría la atención nacional.

Pero ese no fue el caso la semana pasada para Zhang Moukang, un estudiante universitario de la provincia china de Hainan.

Una historia publicada en el sitio web en inglés del Ejército Popular de Liberación (EPL) detalla el castigo impuesto a Zhang después de que él le dijo al EPL que ya no quería seguir en el cuerpo.

¿Cuán malo será para Zhang?

Enfrenta un total de ocho sanciones que incluyen una prohibición de dos años en viajes al extranjero; viajar dentro de China en aviones, trenes de larga distancia o autobuses; comprar bienes inmuebles; obtener préstamos o seguros; abrir un negocio, e inscribirse o estudiar en la universidad o escuela secundaria.

A Zhang, de quien no se informó su edad, no se le permitirá obtener un empleo gubernamental de por vida, ni siquiera como trabajador temporal. Y eso incluye cualquier empresa gubernamental en un país donde una gran parte de la industria es estatal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *